Archivo

Posts Tagged ‘revolución social’

Primarias Municipales València en Comú


VOTA

Se acercan las elecciones municipales, estamos a dos meses aproximadamente de la cita electoral y hay que ir fijando posiciones. Yo ya lo he hecho.

Como ya sabréis estoy participando en Podemos Valencia en donde formo parte de su Consejo Ciudadano Municipal, su órgano ejecutivo.

Pero no se si sabréis que Podemos decidió que no se presentaría a las elecciones municipales con su propia marca electoral, que en lugar de eso apoyaríamos candidaturas ciudadanas de confluencia en aquellas ciudades en las que ese proceso diera como resultado candidaturas con el ADN de Podemos.

Pues bien, esa candidatura en Valencia se llama y es València en Comú. El nombre es lo de menos, lo que importa es que en esta formación estamos representados los ciudadanos de Valencia directamente, sin intermediarios, sin viejas formas de hacer política.

Y digo estamos porque yo también estoy y de eso te quería hablar, de mi participación y de lo que puedes hacer tú para ayudar a sacar del Ayuntamiento de Valencia al PP y a Rita Baberá que tanto daño han hecho a nuestra ciudad.

En València en Comú la lista electoral para las elecciones municipales no se hace por un comité de partido sino que se hace mediante unas primarias abiertas a la ciudadanía, cualquiera puede inscribirse y votar las candidaturas que le parezca más válidas.

De ese modo se creará una lista definitiva en la que el orden de aparición estará dado por los apoyos obtenidos en las primarias, por eso es tan importante tu participación, para que puedas influir en el orden de la lista. Esta lista sólo será corregida por criterios de paridad haciendo cremallera mujer-hombre-mujer o viceversa en función qué candidatura sea la que alcance más apoyo.

Lo primero que has de hacer es inscribirte aquí. Una vez cumplimentada la inscripción podrás votar, te recomiendo que leas atentamente el reglamento para hacerlo. Una vez lo tengas todo claro vota…y si tienes dudas te pones en contacto y me lo dices que te ayudaré en todo lo que necesites, no te preocupes que sin votar no te vas a quedar. Aquí tienes un formulario para hacerlo más fácil.

 

Yo te pido, como no podría ser de otro modo, que me votes y que me pongas a mi el primero de la lista para poder tener más posibilidades, no sólo de salir, sino de salir lo más arriba posible, ya que en este sistema de votación es muy importante el modo en que ordenes a tus candidatos preferentes porque el primero se lleva más votos que el segundo y así sucesivamente.

¿Cuál es mi compromiso a cambio de tu voto?

Un trabajo serio y comprometido basado en la transparencia y honradez. Sobre todo trabajar por mejorar las condiciones de las personas más desfavorecidas y por mejorar la economía de la ciudad que pasa, sin ningún lugar a dudas, por la reactivación del pequeño comercio y de la actividad económica y cultural en los barrios.

He tenido un comercio en Valencia durante más de 15 años, se de lo que hablo, de la precariedad de los autónomos y comerciantes, de la ausencia de ayudas a nuestra medida, de la legislación que se hace para favorecer las grandes superficies, de lo complicado que son los trámites y el proceso para poder abrir un local lleno de burocracia y de trabas que sólo perjudican el tejido comercial de nuestros barrios.

Todo esto se puede invertir y ese es uno de los compromisos que adquiero ante ti ahora que te pido el voto.

¿Y eso es todo? No, claro que no. Mi otro caballo de batalla se llama transparencia. No descansaré hasta que todos los ciudadanos seamos capaces de saber, de modo natural, qué nos cuesta cada acción del ayuntamiento, por pequeña que sea, cada banco de la ciudad, cada parque, cada acera que se arregla, cada funcionario o cada semáforo que se estropea.

Todo, absolutamente todo el gasto del Ayuntamiento debe de ser transparente y claro, así como los sueldos de los políticos y cargos de libre designación, que si ha de haberlos que sea con luz y taquígrafos, que sepamos quiénes son, en virtud de qué, para qué, qué cobran y qué hacen.

En definitiva, se trata de tener un Ayuntamiento al servicio de los ciudadanos y para los ciudadanos ¿te vas a quedar sin participar en estas primarias? 

El futuro de la ciudad se está decidiendo en estos momento en las candidaturas de València en Comú y por eso te pido tu voto.

Hay mucho trabajo por hacer en Valencia, mucha corrupción que investigar y muchas deudas que averiguar de dónde han salido y por qué se han contraído. Cuento con tu voto para poder trabajar en ese proyecto de nueva ciudad que nos devuelva la dignidad.

 

Cuento con tu voto

¡Participa!

 

 

.

La esperanza es lo último que se pierde: ahora podemos


Sigo a Pablo Iglesias en las televisiones desde hace tiempo, bastante antes de crear Podemos, el partido con el que se ha presentado a las elecciones europeas.

Siempre me pareció una persona sensata, con las ideas claras, que se expresa con facilidad y es capaz de transmitir los mensajes con sencillez, de modo que se entienden por todos.

Estos días posteriores a su éxito han salido muchas voces comparándolo con lo peor. Me evito calificativos porque no merece la pena. Según esos agoreros si ganase las elecciones España sería una segunda Venezuela y comenzaría otra nueva quema de iglesias, es decir, habría una revolución marxista con asesinatos en masa a los capitalistas y al clero.

Sinceramente, y con todos mis respetos, comparar a Chávez con Pablo Iglesias me parece una broma.

Es absolutamente imposible que la barbarie del Chavismo se pueda dar en España, entre otras cosas porque los estratos sociales y el tipo de economía y sociedad se parecen tanto como un hueso de aceituna y un mamut.

Podemos no será nunca eso y lo peor es que los que dicen que no hay que apoyarles para que no lleguen a serlo lo saben. Lo saben y lo dicen para que desconfíes y les vuelvas a votar a ellos, tan sencillo como una simple y pura manipulación.

El tiempo podrá a cada uno en su sitio.

Las personas que hacen este paralelismo tendrían que hacérselo ver…incluido el Sr. Felipe González. De paso digo que esas declaraciones suyas son la gota que colma el vaso. Siempre le respeté por su perfil estadista (cosa que no han sido ni Aznar ni Zapatero ni Rajoy) pero ya no puedo respetarle, no después de estas declaraciones.

Se le acusa de estar “financiado” por Venezuela, como si sólo con ese dinero ya pudiera montar una revolución.

Estoy seguro de que podemos estar tranquilos con Pablo Iglesias, entre otras cosas porque a él le paga la universidad no el régimen chavista.

El dinero que recibe (que no se si es cierto ni lo cuestiono) en esta misma noticia dice bien claro que lo recibe:
1- una fundación, no él en su bolsillo
2- lo recibe la fundación de otros varios países sudamericanos totalmente normales y nada sospechosos.
Pensar que esos pocos miles de euros van a servir para introducir un elemento subversivo y desestabilizador en España, de tapadillo, para no se qué razón oscura que nadie ha explicado, es tener la mente tan sucia y caliente como cuando se insiste machaconamente que los atentados del 11M son cosa de ETA, o peor todavía, del mismo PSOE que lo urdió para dar un golpe de estado encubierto.

A ver, seamos serios. En Italia ya ha pasado esto no hace mucho. ¿Ya nadie se acuerda de los años de “pentapartito” (coalición de centro derecha para evitar el poder de la izquierda)? Ese régimen se desplomó el solito por no atender a los ciudadanos.
De ese colapso salieron otros partidos, el de Berlusconi, el de la Liga norte, etc. Hasta el partido comunista se disolvió y fundó otra cosa rara.
Mejor o peor han salido adelante y están luchando por encontrar su futuro.

Yo veo a España mucho mejor que la Italia pre Berlusconi pero podría llegar a ese punto si antes no hacemos algo, ¿algo como Podemos? pues podría ser, no lo se.
El caso no es que Podemos sean más radical o menos. El caso es que los partidos “de antes” se den cuenta de que no están dando respuesta y que deben de reaccionar, tanto el PP como el PSOE e IU. Sólo por ese cambio que darán, seguro, el posible poder de Podemos será menor de lo que se espera….o tal vez no, pero nunca veremos en España nada como en Venezuela

Pero volvamos al tema. Pablo Iglesias es un asesino disfrazado con piel de cordero. Ese es el retrato que nos quieren vender aquellos que sienten que su sillón se mueve y que perderán sus privilegios.

Pues no, ese análisis, además de mal intencionado es torpe porque no analiza las causas reales de su éxito ni analiza el mensaje real que Pablo Iglesias está enviando, una y otra vez, a todo el que quiera escucharle: él no es el importante, los importantes somos nosotros, los ciudadanos y la recuperación de la democracia que nos han secuestrado los burócratas.

Para comprender esto basta con ver este vídeo, es algo largo pero merece la pena si de verdad te interesa conocer la verdad y no dejarte manipular.

Analizando fríamente lo escuchado he comprendido (eso creo) cuál es el motivo de su éxito y, por añadidura, el motivo por el que no se puede temer nada de él al estilo de lo de Chavez.

El motivo del éxito de Pablo Iglesias, a mi modo de ver, es su propia negación de sí y de sus propias ideas, de su bandera, para ser (nada más y nada menos) un altavoz de lo que está sonando en la calle desde hace un par de años o más, más o menos con la aparición del movimiento ciudadano del 15M.


Es decir, todo lo que dice es de sentido común y así lo expresa. En sus intervenciones repite una y otra vez que Podemos no es un proyecto de “unos de izquierdas” para ellos, sino que Podemos quiere ser el movimiento que una a todos los españoles de defienden la verdadera democracia para recuperar el poder que la burocratización y la corrupción nos ha quitado.
Dicho de otro modo, él no aspira al poder para él, para perpetuarse como Chávez. Él aspira al poder para devolvérselo a todos los ciudadanos como las señoras o los policías que le paran para darle su apoyo, personas normales que nunca han sido (ni lo serán) comunistas o Bolivarianios.
No es un comunista con piel de cordero que viene a quemar iglesias. Es un profesor de universidad que se ha dado cuenta de que hace falta una persona que lidere un movimiento ciudadano para devolvernos la voz a nosotros.

Si no te fías de él (lícito, por supuesto) ¿de quién te vas a fiar? ¿de los del PPSOE que están sucios de corrupción y que no hacen nada para cambiar las cosas, que se indultan unos a otros en un juego de villanos?
¿de los rojos trasnochados de IU o similares que de tanto dogmatismo que tienen ya perdieron el sentido común y son capaces de joder al pueblo con tal de sacar adelante sus dogmas?

¿Quién defiende “HOY” a los ciudadanos de este país y habla en su mismo idioma, con sus mismas ideas y reivindicaciones? 

En este momento sólo está Pablo Iglesias. Habrá que confiar en él, no tenemos muchas más opciones

Si yo pudiera pedirle una cosa a Pablo Iglesias sería que reformara cuanto antes la constitución para blindar los derechos fundamentales de los ciudadanos, para impedir que nadie nos expropie las pensiones, la sanidad pública, la escuela y la universidad pública, el agua, la energía, las libertades que cada vez se están recortando más en todos los ámbitos.

Y, por supuesto, que se reforme el sistema electoral para que sea más representativo. Yo optaría por las siguientes reformas en legislación electoral:

  • Estado federal para convertir al Senado en la cámara territorial con elección de representantes en circunscripciones unipersonales a doble vuelta. De este modo el senador está ligado a su distrito electoral, su territorio, para defenderlo  y se abre la puerta a candidatos independientes.
  • El congreso se elige en circunscripción única (todo el estado) con sistema proporcional puro. Representa a los ciudadanos y es la ponderación de todo el país lo que debería ser tenido en cuenta. Listas abiertas claro.
  • En caso, espero que no, de mantener un sistema similar al actual, que perjudica la representación proporcional, crear un corrector de las mayorías absolutas, de modo que para aprobar ciertos cambios que afecten a los derechos fundamentales o a los fundamentos de la democracia se deba de alcanzar un consenso que tenga en cuenta el número real de votos recibidos y no el de diputados. Es decir, que habría que sumar más partidos para hacer una reforma sensible. Esto evitaría que cada partido en el gobierno haga su propia ley de educación, del aborto o de extranjería. por ejemplo. Se trata de forzar el consenso y evitar el secuestro de la voluntad popular. Tener mayoría absoluta no da derecho a legislar en contra de la mayoría de los ciudadanos.
  • Crear un sistema realista y efectivo de participación legislativa ciudadana, que no se vea ninguneado por la mayoría de turno con poder tumbarlo todo.

Habría para llenar 200 folios, pero no es el lugar ni el momento.

No pretendo convencer a nadie, sólo deseo que dejen trabajar a alguien que, por fin, nos ha devuelto la ilusión en que las cosas se pueden hacer de otro modo y podemos recuperar el protagonismo.

Redes Sociales para Fotógrafos Sociales


El mundo de las Redes Sociales no escapa  a ningún sector de la actividad. Los fotógrafos sociales no somos una excepción y también debemos ponerlos las pilas para no perder el tren.

Alguno se puede preguntar si realmente es necesario, si no se puede seguir como hasta ahora, viviendo de nuestro estudio-tienda con las ventas que van entrando por la puerta.

La respuesta es sencilla y categórica: NO.
Los jóvenes de 17 años (como mi hija mayor) tienen una agitada y completa vida en las redes sociales. Comenzaron con My Space, luego pasaron a Tuenti y ahora están dando el salto a Facebook, Tumblr, Twitter, Weheartit y Pinterest.

Ellos han crecido y han aprendido a amar y relacionarse en las redes sociales. Son amigos desde la infancia, han compartido todo tipo de experiencias, conciertos, salidas, quedadas, etc. Ahora que les llega la hora de escoger la profesión seguro que algunos de ellos escogerán ser fotógrafos.

¿Creéis que el que decida eso necesitará buscar clientes? Evidentemente no, para eso ya tiene a todos sus amigos y conocidos de las Redes Sociales. Antes de abrir su negocio ya tendrán cientos de clientes deseosos de hacerse unas fotos con su amigo de la infancia.
A todos esos jóvenes ya los tenemos perdidos, esos ya no serán clientes nuestros.

¿Seguro? ¿De verdad está todo perdido?

No, no está todo perdido, todavía se pueden hacer cosas, muchas cosas. Nosotros llevamos ventaja, tenemos mucha experiencia como fotógrafos y es algo que ellos no tienen. Lo que nos hace falta es ponernos las pilas en el mundo de las Redes Sociales, en la famosa Web 2.0.

¿Cómo empezar, qué pasos dar para comenzar? Lo primero que hay que tener claro es que esto es una nueva revolución y que hay que estar dispuesto a acometerla. El que se haga el remolón se quedará afuera.

Después hay que ser consciente que esto nos va a suponer más trabajo. Si, más, todavía más. Si ya no tenemos tiempo para nada con el dichoso Photoshop, ahora vienen las Redes Sociales para acabarlo de rematar. Es lo que hay, nadie dijo que fuera a ser fácil.

Para estar en las Redes Sociales hay que pensar que no basta con estar, con abrir una cuenta de Facebook, Twitter o Flicker. Además de eso y otras cosas hay que darles vida a las cuentas, tienen que ser “sociales”, es decir, relacionarse con sus semejantes, realizar una labor de creación de comunidad, de amistad, de empatía, y para eso hace falta dedicar algo de tiempo a compartir contenido interesante con tu comunidad.

Tan malo es no contar nada nunca como pasarse el día repitiendo una y otra vez la oferta de la campaña de comunión o lo bonita que te está quedando la sesión preboda de ayer. Ese contenido no es tan interesante como a nosotros nos puede parecer. No digo nada si el discurso trata única y exclusivamente de los premios y medallas obtenidas.

Entonces ¿que contar? pues depende de cada uno. Lo mejor es empezar por hablar de lo que a uno le gusta y ofrecer ayuda y consejo a su comunidad. Luego, a base de paciencia y escuchando lo que nos contesta nuestra audiencia, podemos poco a poco ir mejorando los contenidos y haciéndolos más atractivos.

Siempre se puede uno fijar en lo que hacen otros que ya están teniendo éxito y probar su fórmula, pero no tiene porqué darnos resultado. Es mejor tratar de ser auténtico y natural.

Otra cosa que hay que hacer es mejorar nuestra presencia en la red, en los buscadores y por excelencia en Google, lo que se llama mejorar el SEO o posicionamiento natural.

Para ello podemos hacer muchas cosas pero las más directas tratándose que somos fotógrafos serían abrir una cuenta en Flickr, otra en Youtube y sobre todo ahora otra en Pinterest.

Con una buena Web, un blog con buenos contenidos nuevos una vez al mes por lo menos y gestionando adecuadamente la presencia en Facebook, Twitter, Flickr, Youtube y Pinterest, podremos mejorar considerablemente nuestra reputación social y nuestra posición en los buscadores.

Hay que tener en cuenta que Google da cada vez más importancia al contenido social para posicionar nuestras Webs. Hay un artículo muy interesante en el blog de Tristán Elósegui  (@tristanelosegui) que ilustra cómo usar el Social Media para mejorar el SEO. Puede que sea algo técnico para los no iniciados pero resumiendo dice que hay que compartir contenido de interés y participar activamente en las redes sociales para mejorar nuestro posicionamiento natural.

Por lo tanto hay que ponerse a trabajar desde ya. Completar los perfiles en las redes sociales más interesantes y crear una estrategia de crecimiento de nuestra comunidad.

Si se os hace cuesta arriba apuntaos a algún curso de redes sociales que haya en vuestra ciudad, veréis que no es nada complicado con un poco de ayuda. Además, en las redes sociales hay una gran cantidad de información y gente dispuesta a ayudaros.

Ánimo y nos vemos en las redes sociales.

El 15 visto por nuestros vecinos franceses


No hace falta añadir comentarios. El documental lo expresa bien claro a mi entender.

Reflexión en la jornada de Reflexión


En esta atípica jornada de reflexión que nos está tocando vivir este 21 de mayo se me acaba de pasar por la mente una reflexión ¿qué otra cosa podía hacer?

Leyendo un comentario de Carlos Carnicero en su blog, sin darme cuenta, mientras leía mi mente divagaba por otros lares atando cabos y reflexionando sobre lo que mi otra mitad del cerebro leía ávidamente.

De golpe una idea absurda se me pone en medio de mi mente acaparando toda mi atención, cual cartel luminoso diciéndome: psssh, oye, tu, despistado, que esto puede ser importante.

Dejo de leer y mi mitad reflexiva atiende a mi otra mitad locuela….anda, no me digas…pues….hombre no es para tanto…bueeeeno….vale, lo posteamos.

Ya pero no he dicho qué. La idea llega por la inutilidad de las campañas electorales actuales, tal y como están concebidas. Estas campañas sin casi iguales a las que se hacían en la II República, mítines y más mítines. ¿Son necesarios realmente hoy en día?

En sus orígenes seguro que a las plazas de toros acudía todo curioso que quería enterarse de las propuestas. ¿Es eso así hoy en día? Evidentemente no.

Pero si resulta que todas las veces que se llena en Valencia la Plaza de Toros (sea por el partido que sea) también se llena el paseo de la Alameda de autobuses, unos 100 posiblemente, para traer acólitos que jaleen al líder.

Actualmente los mítines no son espacios para explicar el programa, son espacios de auto afirmación del líder, espacios en los que se va a reconfortar al líder y a reírle las gracietas de turno. No son actos explicativos, son actos de marketing, actos empaquetados para vender imagen de unidad, seguridad y de potencia de seguidores, claro, a base de talonario y de autobuses de jubilados se puede llenar hasta el Maracaná.

Lo peor de todo ello no es su patente inutilidad, lo peor de todo ello es que esos autobuses, esos bocatas, esos gastos son pagados por todos los ciudadanos con nuestros impuestos. Un despilfarro del Siglo XX que no tiene sentido en el Siglo XXI.

Yo propondría prohibir esos actos multitudinarios de auto bombo, o al menos, que ese gasto no lo sufrague el ciudadano sino el partido interesado…si puede.

Seguiré reflexionando…aunque miedo me estoy empezando a dar.

Algunas verdades sobre lo que pasa en Valencia


Esta mañana he visto un vídeo que me ha impactado. Se trata de un vídeo de investigación casera, sin grandes medios, pero con mucho sentido común y una gran dosis de ironía….pero diciendo verdades como puños.

Es un vídeo en el que los realizadores dejan al descubierto las podredumbres de la Comunidad Valenciana, la corrupción, la desidia institucional y la manipulación a la que nos tienen sometidos (no a todos) los dirigentes del PP que la gobiernan.

No he podido resistir la tentación de ponerlo en mi blog, pese a que se que puede levantar ampollas, pero seguro que no serán tan grandes como las que soportamos día a día los que vivimos en esta sufrida comunidad.

Centrados en mí from angora l’andana on Vimeo.

Autores: JM Martín y Marcos Bañó

Licencia: CC: BY-NC-SA 3.0

Jornada de Reflexión = Jornada de Picnic


Como sabréis, y si no os lo digo yo, la Junta Electoral ha declarado ilegal la manifestación del sábado convocada por el movimiento #15M y las plataformas #democraciarealya etc.

Eso ya me lo veía venir, era de esperar.

¿Está todo perdido, nos han vencido, nos han desalojado de las plazas? NO, rotundamente no. La Junta Electoral puede, y debe, prohibir todo acto que perturbe la paz ciudadana requerida en la ley y prevista para la jornada de reflexión ya que, como la palabra indica, es una jornada de tranquilidad y relax para meditar el voto en conciencia.

Y digo yo ¿puede prohibir la Junta Electoral los Picnics? evidentemente no, eso sería extralimitarse y entrar en un régimen represor fascista.

Por tanto, cambiemos la jornada de lucha, manifestaciones y soflamas por un grande, enorme y libre Picnic de reflexión.

Es más, os conmino a todos a que acudáis a las plazas de vuestro pueblo o ciudad con vuestros hijos, la mesa, la nevera, las sillas, las cartas, dominó, parchís, etc.

Hagamos de ese día un gran día de reflexión en compañía de nuestros vecinos, en un gran picnic, sin voces políticas, sólo con canciones infantiles, cantajuegos, cucañas, samboris, jugando a la peonza, a las canicas, hagamos un gran guiñol con los cartones y las latas y la basura recilcadas, concursos de chistes, de playbacks, de lo que sea. Salid a divertiros, ser felices en paz y que ni la Junta Electoral ni nadie pueda decir en algún modo que nadie perturba la paz de nadie porque le coarta su paz para meditar su voto.

Si en esas circunstancias hubiera prohibición sería una declaración de guerra.

La calle es nuestra, no la pueden secuestrar con argucias jurídicas, que no os intimiden, las plazas deben estar a rebosar el sábado: pásalo.

Democraciarealya


nolesvotes democraciarealya

No podía poner otro nombre a este post, no en estas fechas y no estando en juego la propia democracia y la representatividad nuestra.

Pero antes de que alguno se me tire al cuello por descalificar a nadie y por pedir cambios profundos tengo que hace hacer una confesión: yo estuve en política. Si, lo confieso, tuve incluso carné de un partido. Pero eso no es lo peor, lo peor es que quería hacer de esa actividad mi modo de vida, entregarme al bien público, a mejorar la sociedad, a luchar por los más desfavorecidos, por la cultura, por los derechos fundamentales, por la defensa del medio ambiente y las energías renovables….claro, es que eso no es lo que entendemos hoy por “político” ¿verdad?

La pregunta que os estáis haciendo es ¿qué fue de aquella vocación de servicio? simplemente se apagó a la vista de las zancadillas y puñaladas traperas que hay en los partidos y por la corrupción y mentiras que veía todos los días. Me entró tanto asco que no pude hacer otra cosa que dejarlo. Tengo vocación de servicio público pero no de mafioso.

El caso es que siempre, desde que vi por la tele en directo la votación para el proyecto de reforma política que suicidaba las cortes franquistas, he sentido muy dentro la necesidad de hacer algo por mi país…pero ¿qué? ¿cómo?

Quizás este sea momento para aportar mi pequeño granito de arena para regenerar la política de este país y volver a luchar por una democracia real.

Si seguís Twitter (y sino este es buen momento para hacerlo) podéis comprobar el torbellino de mensajes que salen cada minuto con las palabras clave (me niego a hablar en inglés) #democraciarealya #nolesvotes #nonosvamos #yeswecamp #spanishrevolution #15m #acampadasol y algunas otra más.

En este enlace se puede ver un gráfico de la evolución de este tipo de contenido en la red. Como se puede comprobar es asombroso y no somos cuatro gatos los que queremos un cambio ya.

Algunos políticos malintencionados parece que no se enteran y comentan que se pide la abstención, nada más lejos de la realidad, lo que se pide es un cambio de voto. No me voy a extender en este punto porque ya hay otro blog que lo ha hecho y muy bien por cierto. Para comprender la diferencia entre voto en blanco, abstención o voto nulo lo mejor es leer el blog de “La libreta en blanco” donde se explica con meridiana claridad la diferencia entre estos conceptos.

Por lo tanto no se trata de castigar (cual azote) a los partidos, se trata de “refundar” la democracia española tal y como lo hacen actualmente algunos países del norte de África..¿alguien dijo que Europa comenzaba en los Pirineos? a ver si es verdad esta vez y tomamos ejemplo: España será lo que queramos los Españoles, sólo depende de nosotros.

Anoche, contestando a una twittera, entablé una conversación un tanto surrealista. Resulta que hay quien no se manifiesta o no se suma a la protesta porque no sabe cuál es el objetivo o el final último. O sea, que no nos gusta que nos manipulen pero no somos capaces de hacer por nosotros mismo nuestro propio camino. Tan aborregados y domesticados por los partidos estamos que necesitamos, para hacer una revolución, que antes alguien nos diga de qué va y para qué hay que ir. ¿Es que no nos bastamos nosotros mismos para pensar y darnos cuenta que huele a podrido?

Las revoluciones no se planifican en el salón de casa para luego, con consenso en la red, salir a manifestarse ordenadamente por un céntimo de euro al mes de más. Al contrario, las revoluciones surgen de modo espontáneo y son las masas, sus espontáneos líderes los que marcan su destino. Parafraseando a Kénedy: No te preguntes qué puede hacer esta revolución por ti, sal tu mismo a generar el estado de opinión que necesitas para defenderla como tuya, se tu mismo la revolución, que no te lo cuenten.

Para saber un poco más sobre esta revolución, su manifiesto (con el que no estoy del todo de acuerdo), etc podéis visitar el blog de Enrique Dans.

Yo tan sólo me voy a limitar a opinar (de eso va este blog) sobre los problemas que yo le veo a nuestro sistema político y las soluciones o cambios que yo propondría.

Desde mi punto de vista (y de otra mucha gente) el principal escollo para la democracia real es el sistema electoral más que los propios partidos. Éstos tan sólo se hacen funcionarios mercenarios porque la ley así se lo permite.

Dentro de lo que es el sistema electoral español se pueden diferenciar varios aspectos:

  1. La ley D’hont de representación parlamentaria (explicada aquí y aquí)
  2. Las listas cerradas y bloqueadas
  3. La distribución de las circunscripciones
  4. El sentido y utilidad de las cámaras
  5. La ley de financiación de partidos

Intentaré ser breve en cada caso.

La ley D’Hont sirve básicamente para dar más escaños al partido más votado, es decir, más de los que le corresponden de modo proporcional puro. Lo que pasa es que en España nunca se ha aplicado correctamente. Para que funcione en el modo en el que se diseñó la circunscripción ha de ser única, es decir, en lugar de hace una lista para cada provincia habría que hacer una sola lista para todo el país, tal y como se hacen en las elecciones Europeas.

¿Por qué? Sencillamente para evitar que partidos regionales pequeños obtengan más escaños que partidos nacionales con muchos más votos. Repasar este blog.

¿Qué sentido tiene implantar un sistema para potenciar al partido más grande y más votado si luego un pequeño partido regional saca más escaños que otro nacional con más votos?.

Sencillamente porque salíamos de una dictadura en la que las minorías regionales habían sido fuertemente reprimidas y se las quería sobrerepresentar para darles espacio y que no fueran un problema involucionista. También es cierto que la idea (está escrito en la misma Constitución) es que el Senado sea la cámara de representación territorial..¿por qué tener dos veces representados a los territorios? no lo entiendo.

Si los territorios ya están sobrerepresentados en el congreso no necesitamos al Senado y si el Senado es la cámara para representar a las Comunidades Autónomas entonces los partidos regionales y nacionalistas deberían concurrir en una candidatura nacional en una única circunscripción.

Tal y como yo lo veo el senado debería ser una cámara al estilo del Senado alemán o de los USA, es decir, una cámara que represente a los estados miembros, en nuestro caso llamados con el eufemismo de “Comunidades Autónomas”.

Resumiendo: en el Congreso de los Diputados se debería elegir en una única circunscripción si se desea utilizar la Ley D´Hont (tampoco es necesario) y el Senado debería ser la auténtica cámara de representación de las CCAA.

Ya hemos visto el punto 1, 3 y 4, vamos a ver el punto dos, las listas cerradas o abiertas.

Teniendo un sistema como el de la Ley D’Hont tener listas abiertas es una auténtica locura. Eso supone que cada ciudadano debería escoger, por ejemplo, a un máximo de 20 candidatos (un número inventado) que podrían ser del mismo partido o no. En cada mesa electoral, a cada papeleta, habría que sumar a cada candidato los votos recibidos. En un caso de una circunscripción que escoja 20 diputados y se presenten más de 10 partidos (cosa muy normal) podríamos estar manejando una lista de más de 200 candidatos a los que sumar votos (todos recibirán al menos su propio voto)Luego traslada eso a nivel nacional, el caos sería increíble.

Es decir, las listas cerradas son malas pero las listas abiertas en el sistema actual de recuento y asignación de escaños sería ingobernable y tendría un coste enorme.

Claro que ¿quién ha dicho que este sea el único sistema electoral?

Hay otra opción en la que los ciudadanos elijen directamente a sus representantes sin pasar por listas: la circunscripción de candidato único. Es decir, en cada barrio, en cada localidad pequeña, se elije a una sola persona, de partido o independiente de partidos.

Este es el sistema anglo-sajón empleado tanto en Gran Bretaña como en EEUU. Tiene inconvenientes y ventajas. Como ventaja más grande está que en cada distrito (es como se llaman) el candidato está muy ligado a sus electores, les conoce, les habla, es de su barrio o ciudad y les defiende. El votas porque le conoces y sabes qué es lo que él hace por ti en el parlamento. Si no lo hace bien, lo despachas, sea del partido que sea.

Otra ventaja es que los independientes no necesitan asociarse a ningún partido, se presentan por libre, en su distrito y si lo hacen bien salen elegidos. Da más oportunidades a los pequeños e individualidades.

Por contra está la desventaja de que los votos que sobran en cada distrito no sirven para nada. Es decir, si en un distrito se presentan 4 candidatos sólo puede ganar uno, los votos recibidos por los otros 3 no sirven a nadie ni para nada, a nadie les computa. Pero algo parecido ocurre con los restos en cada circunscripción en la Ley D’Hont, de modo que  estamos en lo mismo.

En este sistema lo primordial es distribuir correctamente los distritos entre la población para que la representación sea proporciona y adecuada.

No obstante yo creo que se deberían hacer dos correcciones a este sistema:

a) obligar a que los candidatos antes de presentarse demuestren que han vivido y trabajado en ese distrito lo últimos diez años anteriores a la candidatura

b) que se imponga un factor de corrección de la proporcionalidad.

Este factor se necesita porque ese sistema tiene fama de dar más escaños al segundo partido más votado, es algo que sucede con frecuencia (algo que pasa también en el sistema Español). Para ello, por ejemplo, si hay que repartir 500 escaños se reservarían 50 (es un número como otro cualquiera) y éstos se repartían entre los partidos que tengan menos escaños que votos en su proporción. Para ello se contarían los restos de votos de cada distrito. La idea es que al final si un partido ha sacado el 30% de los votos tenga ese mismo porcentaje de escaños y no el 20% o el 42% como puede pasar.

Este sistema de elección, unipersonal, para el Congreso de los Diputados nos evitaría el tema de las listas cerradas y podríamos realmente evitarnos a los cuneros y chorizos en las listas.

Otro tema que no he comentado antes en los puntos a analizar es que yo cambiaría el sistema de designación del Presidente del Gobierno. Yo creo que se debería hacer como en Francia, de modo separado del legislativo, puesto que en realidad el Presidente del Gobierno es el “Jefe del Ejecutivo” y no debería formar parte del “Cuerpo Legislativo”, sino que se lo digan a Montesquieu.

La idea sería unas elecciones presidencialistas con un cargo para 5 años, mientras que el Congreso de los Diputados tendría mandato para 4 años. Se permitiría más flexibilidad ya que el legislativo y el ejecutivo serían totalmente independientes y estarían obligados ea entenderse incluso si fueran de distinto color político (cosa muy habitual en Francia y EEUU)

Lo último es la financiación de partidos. El problema actual es que los partidos dependen de la donación bondadosa del estado para vivir y como luego ellos mismos son los que se gobiernan pues se dan lo que les da la gana y se perdonan las deudas que les da la gana. De modo que todo es despilfarro y oscuridad en las cuentas, corrupción y chanchullos.

La solución es una ley como la americana: donaciones públicas y cuentas públicas. Todo con luz y taquígrafos. Todos saben qué dinero y de quién recibe cada uno para su campaña. ¿Que eso puede crear clientelismo? claro, pero clientelismo conocido, sabes perfectamente de dónde ha sacado el dinero y si luego le favorece se nota. Pero en España como todo es opaco, se consigue dinero de corrupción pero como no se sabe pues no te extrañas que este o aquél gane una contrata. Este sistema es mucho peor, es evidente.

Bueno, hasta aquí mi discurso. Espero que el domingo votemos todos, a quien sea, pero que votemos, que eso sea una señal de que no nos conformamos, de que queremos cambios radicales y democracia real ya.

Espero y deseo que esta primavera no se acabe hasta las elecciones generales. Las municipales son sólo el pistoletazo de salida. Recordad que la 2ª republica se instauró con unas elecciones municipales. Ahora también se pueden cambiar las cosas, no esperes que te lo cuenten, actúa, vota….pero sobre todo: no les votes.

Por cierto, con las prisas habré cometido errores, espero que me perdonéis.

Redes Sociales: la última gran revolución


He escrito un comentario en el Blog de Enrique Dans a un tema de actualidad: el poder de la gente en contraposición con el poder político establecido. Lo reproduzco íntegro aquí porque me parece que es interesante compartirlo.

En la historia de la humanidad se han producido diversas revoluciones. Unas han sido producidas por descubrimientos trascendentales como el fuego, la rueda, la escritura, el bronce, la pólvora, la máquina de vapor, la electricidad, et.

Otras, de tipo social, han cambiado el modo en el que los ciudadanos se relacionaban con el poder: el Imperio, las monarquías absolutas, las monarquías parlamentarias con democracia limitada, las repúblicas, las revoluciones socialistas, la llegada del sufragio universal directo y secreto, la igualdad política y social de la mujer, etc.

Pero en los últimos tiempos del Siglo XX y los principios del Siglo XXI estamos viviendo una revolución que está compuesta de pequeños avances, pequeños en lo que supone en el conocimiento humano, pero que producen enormes cambios en la estructura global del planeta.

Cuando el uso de la telefonía intercontinental y la TV vía satélite se hacen con la misma naturalidad que comer pan se produce un cambio del que apenas nos damos cuenta al principio. Cambio que con la llegada de Internet transforma a los países, aislados por sus fronteras, en un todo llamado “aldea global”

Al principio esa aldea global se refiere sobre todo a la interconexión de las economías nacionales en una única economía gestionada o tutelada por el G7, G8, G11 o G20 (parecen modelos de deportivos).

Hasta ahora la globalización escapaba al ciudadano, apenas podía sacar provecho de ella, más bien sufría las consecuencias de ella.

Pero con la llegada de las redes sociales se ha producido un vuelco esencial: la red ya no es anónima, la red ya no está huérfana, la red ha sido tomada democráticamente por sus propios usuarios que la utilizan en su propio provecho.

¿Qué hace un pueblo, una nación, un grupo humano, en cuanto tiene una herramienta poderosa? la historia no lo enseña hasta la saciedad: liberarse del yugo opresor, revelarse, reclamar su propia soberanía. ¿Es acaso tan extraño lo que está pasando en el norte de África? en absoluto, lo extraño es que no comenzara antes.
¿Dónde se detendrá? no se detendrá nunca. Este movimiento va a sacudir todo el planeta poco a poco hasta que todo esté dominado por la red.

¿Podríamos pensar en un futuro utópico en un gobierno global dirigido desde la red por los usuarios dejando a los políticos la única tarea de gestionar los deseos del pueblo soberano? quién sabe, puede parecernos ciencia ficción hoy pero ¿quién se habría creído hace dos años o 6 meses que Twitter haría caer a 3 gobiernos (de momento Túnez, Egipto y Libia) y tambalearse a todo el mundo musulmán?

Internet primero y las redes sociales después han popularizado el gobierno del mundo, han devuelto el poder y la dignidad a los ciudadanos. Poder que por el Contrato Social de Rousseau se había puesto en manos de los políticos para que nos representaran.
Ahora, cansados de tanta corrupción y de tanto nepotismo es lógico y normal que reclamemos lo que es nuestro: La soberanía nacional reside en el pueblo español, del que emanan los poderes del Estado (Artículo 2.1 de la Constitución Española), y como la soberanía es nuestra debemos reclamarla.

Las redes sociales son la herramienta sobre la que se ha de gestar la próxima revolución humana: la democracia universal.

A %d blogueros les gusta esto: